“No hay queja, he superado todas mis expectativas”

“No hay queja, he superado todas mis expectativas”

Declaraciones de Jon Rahm al término del Tour Championship y FedEx Cup

 

Jon Rahm hacía un rápido balance nada más acabar la Final de la FedEx Cup. Aún en caliente y son el ligero, pero cierto, regusto amargo de no haber podido pelear por la victoria en el torneo hasta el final, Jon tenía la calma suficiente para saber valorar bien todo lo bueno que ha vivido en los últimos meses.

“Es un gran año. Es mi undécimo Top10 en el PGA Tour. Qué se va a decir, mirando hacia atrás no hay queja posible. He superado todas mis expectativas, he acabado quinto. Debo y tengo que estar feliz por todo lo que he hecho”, explicó en declaraciones a El Correo.

En cuanto a la ronda final, más de lo mismo. Las sensaciones han sido muy parecidas a lo que ocurrió los tres días anteriores. En definitiva, el golf estuvo por encima del resultado. La clave el domingo estuvo en el doble bogey del hoyo 8. “Ha sido un fallo. No es un golpe a la izquierda en el que normalmente falle. Son cosas que no entiendes y quizá me he relajado demasiado. Luego he hecho el birdie al siguiente y podía haber vuelto, pero ha sido la tónica de la semana. No he conseguido despegar del todo”.

El balance, en cualquier caso, sólo puede ser positivo y festivo. Lo que Rahm ha hecho esta temporada es extraordinario. Recuerden que en su primer año completo en el circuito americano ha acabado quinto en la FedEx Cup, es Número 5 del mundo, ganó un torneo y sumó nada menos que once top ten en veinte torneo. Su paso por los playoffs, los primeros de su carrera, han sido nuevamente fantásticos. Cuatro torneos y cuatro top ten. Su peor resultado ha sido séptimo. “Es divertido. Casi todos los días he acabado bien. Ha habido de todo. Ha sido una gran semana. Aún queda mucho. De momento, a descansar dos semanas”.

 

Jon Rahm, el más joven de esta Final de la FedEx Cup. Cuatro playoffs de la FedEx, los cuatro primeros de su vida, y cuatro puestos entre los siete primeros. Nadie ha tenido una regularidad semejante. Su temporada es extraordinaria, fuera de lo común. Ha logrado una victoria y ha sumado nada menos que trece top ten en 2017. Trece en 22 torneos jugados. Jon ha peleado por la FedEx Cup hasta los nueve últimos hoyos de la temporada, que se dice pronto. Es cierto que nunca ha llegado a estar metido de verdad con opciones de ganarla, o al menos, como candidato principal, pero siempre ha estado al acecho, esperando esa concatenación de dos o tres buenos putts que te pueden cambiar una vuelta y una temporada. Esta vez no ha pasado. En cualquier caso, su esfuerzo ha sido suficiente para acabar quinto en la FedEx Cup y embolsarse un bonus añadido de un millón de dólares. Una temporada de sobresaliente alto.

Rahm regresará a la competición con el Open de Italia del European Tour, del 12 al 15 de octubre, y después jugará de manera consecutiva el Andalucía Valderrama Masters y el WGC HSBC Champions.